Delfinoterapia

Delfinoterapia

Delfinoterapia

Dicen que cuando nadamos junto a los delfines, la inteligencia y la alegría que éstos presentan la sentimos, por ello afirman que es una experiencia increíble nadar junto a los delfines.

Tanto es así que existen terapias en la que trabajando con delfines se intentan tratar enfermedades como autismos, retrasos, parálisis cerebral, etc. Los estudios han demostrado que trabajar con delfines es muy aconsejable para tratar este tipo de patologías, ya que las emisiones acústicas de los delfines tienen un efecto positivo sobre el desbloqueo y reequilibrio en determinados casos.

Esta práctica se conoce con el nombre de delfinoterapia, y hay dos doctores clave en estos estudios. Uno de ellos es el doctor David Nathanson (Florida), y el otro es el doctor Horace Dobbs (Escocia). Sus sorprendentes investigaciones los han convertido en dos grandes precursores de la delfinoterapia en el mundo.

Antes hablábamos de que las emisiones acústicas de los delfines llegan a nuestro cerebro, pero ¿cómo lo hacen? Pues es la piel humana la que hace las veces de receptora de las terminaciones nerviosas y recibe las ondas emitidas por los delfines. Y a través de ella estas ondas llegan al oído y al cerebro.

Los estudios de la delfinoterapia están en proceso aún de experimentación, pero actualmente sus estudios se dirigen principalmente a individuos con carencias y trastornos de amplia gama, abarcando casos desde estrés postraumático,  hasta casos de depresión o autismo.

Y aunque como decíamos los estudios están en un estado muy temprano y es pronto para evaluar con rigor los datos, sí podríamos decir que todo apunta a que estas terapias logran estimular determinadas zonas del cerebro y reequilibrar los hemisferios cerebrales.

Los tratamientos de nado con delfines se llevan a cabo en dos ambientes diferentes: estanques (piscinas muy grandes) y espacios naturales delimitados (zonas adyacentes al mar que comparten agua y fondo marino).

Puede que al hablar de nadar con delfines te haya entrado el gusanillo de probar esa experiencia, porque aunque estemos hablando de tratamientos, es cierto que nadar con delfines es una actividad refrescante para cualquier persona. Lo mejor que puedes hacer es consultar en webs de internet que oferten este tipo de actividades. Incluso es posible que encuentres grandes descuentos para disfrutar de esta actividad.

Y como una imagen vale más que mil palabras, me gustaría cerrar el artículo con un vídeo del delfinario de Tenerife (España), que es uno de los centro de referencia europeos de tratamientos de delfinoterapia. De esta manera veremos cómo trabajan y en qué consisten los tratamientos de esta terapia. El vídeo puedes encontrarlo en este enlace de Youtube.

Compártelo en tu red social: